Cotiza y protege tu vehículo

Vehicular

SOAT

Motos

cómo cambiar el líquido de frenos de tu auto

Home > Viviendo en confianza > Seguridad Vial > ¿Cómo cambiar el líquido de frenos de tu auto?

¿Cómo cambiar el líquido de frenos de tu auto?

Aprende cómo cambiar el líquido de frenos de tu auto y cada cuanto tiempo debes hacerlo siguiendo estos consejos sencillos.

Una de las cosas más importantes antes de salir a la calle a conducir, es siempre revisar el nivel de agua, el del aceite y sobre todo el líquido para frenos. Si al revisar observamos que se ha agotado y te preguntas cómo cambiar el líquido de frenos de tu auto, descuida en esta nota te enseñamos cómo hacerlo.

Purgar y cambiar este elemento es una operación sencilla pero delicada, porque si no lo haces bien, puede ser peligroso a la hora de manejar.

 

Tipos de líquido de frenos

En el manual del auto verificarás cuál es el tipo de líquido que usa, puede ser: DOT3, DOT4, DOT5.1 y de igual forma saber el punto de ebullición en el que puede estar, entre 205ºC, 230ºC o 260ºC.

 

Primer paso: Propiedades del líquido de frenos

Hay que tener cuidado porque este es un elemento corrosivo, por lo que tienes que protegerte los ojos y manos.

Pero veamos ¿qué es el líquido de frenos? Las propiedades del líquido de frenos transmiten fuerza en el pedal de freno a la pastilla, esta hace que el disco de frenos detenga las llantas, parando así el auto.

Para hacer que su nivel de funcionamiento se encuentre en óptimas condiciones, este tiene que estar en una cierta temperatura de ebullición. Cada año baja un 10%, ya que el líquido se va deteriorando.

Lo primero que tenemos que hacer es mirar el estado en que se encuentra, para darnos cuenta si ya necesitamos un cambio de líquido de frenos.

 

Segundo paso: Cambio del líquido de frenos de tu auto

Necesitarás un ayudante, lentes protectores, guantes, líquido de frenos, recipiente para el líquido viejo, manguito de goma, gata y llaves de tuercas para abrir el purgado y cambiar las llantas. Ahora sí empecemos:

  1. Estaciona tu carro en una plataforma plana.
  2. Con el motor apagado abre el capó del vehículo.
  3. Comprueba cuánto líquido tiene, fíjate que los indicadores estén entre mínimo y el máximo. Si no lo puedes ver con facilidad, quita la tapa y mete una varilla para que puedas comprobar el nivel.
  4. Verifica el color del líquido. Debe ser algo amarillento y transparente. Si tuviera un tono marrón, significa que ya es muy antiguo y necesita cambio.
  5. Para sacar el líquido antiguo,debes usar una jeringa dentro del depósito de líquido de frenos. Luego echarás el nuevo.
  6. El siguiente paso es sacar las 4 llantas, para llegar al purgador de la pinza de los frenos.
  7. Luego debes quitar la protección de plástico del tubo chiquito que sale del bombín del freno, colocar un mango pequeño de goma. En el otro lado deberás poner una vasija donde se verterá el líquido viejo.
  8. Cuando esos conectores están bien puestos, comienza lo que conoce como purgado. Hay que bombear, o sea pisar el freno varias veces sin llegar al fondo, antes de desapretar el tornillo del purgador, alguien te tiene que ayudar a bombear.
  9. Después de esto, abre el purgador y tu compañero pisará muy despacio el freno hasta llegar al fondo, para que comience a vaciarse. Esta pisada debe ser muy lenta y, cuando llegue al fondo, tu compañero te avisará para que cierres el purgador.
  10. Luego de que hayas hecho esto, con la primera llanta abrirás el capó y te fijarás que el nivel del líquido del depósito esté entre los niveles de mínimo y máximo. Si no llegase al mínimo, lo llenas un poco, antes de seguir con la llanta siguiente y tapas el depósito.
  11. Al terminar, aparte de revisar el nivel del líquido del depósito, debes cerrar bien el purgador, quitar el manguito y poner la cubierta de plástico, para que así vuelvas a poner la llanta.

MAPFRE con su seguro vehicular te da cobertura en cualquier incidente que pueda ocurrir en carretera por avería de tu carro.

 

¿Cuándo cambiar el líquido de frenos?

Otra pregunta común, sin duda, es cada cuándo se debe cambiar el líquido de frenos de tu auto. Si notamos que, al pisar el pedal del freno, este baja demasiado, posiblemente ya el líquido no se encuentre en su mejor momento, por lo que necesita un cambio. Aunque no siempre es la causa principal.   

Las pastillas del freno gastadas hacen que aumente el recorrido del pedal. También si estos hacen ruido al frenar, es probable que necesite cambiar las pastillas.

Siempre que no exista problema solo tendrás que cambiarlo cada 2 años o cada 40.000 km de recorrido.

Existe en el mercado un probador de líquido de frenos que sirve para verificar agua dentro del líquido. Es un aparato digital que dispone de varias luces led que indican el nivel de depreciación del líquido.