Familia

COMPARTIR EN:
0 Veces compartido

Recomendaciones para tener una buena jubilación

///Recomendaciones para tener una buena jubilación
4 julio, 2019

Piensa en tu jubilación prevén para que puedas disfrutar posteriormente de una etapa placentera.

La jubilación es un periodo de cambio brusco que involucra a muchas esferas: la económica, las relaciones personales, los hobbies, etc. Además, requiere un tiempo de adaptación que puede oscilar entre seis meses y un año. Jubilarse es cuestión de riesgos, pero también de oportunidades. Solo debes estar mentalizado para cuando llegue el momento.

A continuación, te ofrecemos algunas claves para afrontar tu jubilación sin contratiempos:

Conócete. Tienes que tomar conciencia que no eres aquello a lo que siempre te has dedicado. Eres valioso, no por la profesión que has desempeñado por mucho tiempo, sino por el ser humano lleno de valores y actitudes positivas frente a la vida. Prepara la jubilación con tiempo y piensa qué actividades te gustaría realizar. Recuerda que jubilarse del trabajo no quiere decir jubilarse de la vida.

Planifica. Siéntate y reflexiona sobre lo que deseas hacer en tu futuro cercano. Es importante no encerrarse en casa y realizar actividades, pueden ser físicas o intelectuales. Es recomendable caminar, ir al gimnasio o practicar algún deporte, así previenes enfermedades y mantienes bajo control las que ya padeces. Te recomendamos contar con un seguro de salud para así evitar importantes gastos sorpresivos.

Reestructura las relaciones. En el trabajo tenías compañeros con los que dialogar; pero ahora eso cambiará. Estarás en otro ámbito, la jubilación te dará también la oportunidad de conocer a otras personas, hacer nuevas relaciones sociales, retomar viejas amistades, entre otros.

Disfruta del tiempo libre. Cuando se vive una intensa jornada laboral, el tiempo en familia tiende a reducirse. Hay demasiadas preocupaciones que no te dejan desconectarte del trabajo. Pero, desde el momento de tu jubilación, tendrás un horario flexible y podrás aprovechar cada día con tus familiares y pareja. Será un tiempo genial para compartir con los nietos o recuperar el tiempo perdido, además de tener espacios propios.

Nuevos proyectos. Sigue estableciendo metas, todavía tienes mucha vida por delante. Puedes seguir consiguiendo triunfos, pero de una forma diferente. Marca unos nuevos objetivos y proponte alcanzarlos. Esta nueva etapa es perfecta para retomar antiguas aficiones, sueños y proyectos pendientes. Y, ¿por qué no realizar una actividad ocasional remunerada? Ten en cuenta que, si posees experiencia y conocimientos en diversos temas, puedes brindar consultorías y enseñanza personalizada.

Conoce bien tus gastos. Antes de retirarte del trabajo, tienes que saber cuáles son tus gastos reales e ingresos. Ello te permitirá organizar mejor tus ganancias para que, durante tu jubilación, tengas el capital idóneo por el que has estado trabajando durante años.

Paga deudas antes de jubilarte. Durante tu etapa como trabajador asegúrate de hacer todos tus pagos correctamente y evitar tener deudas en el futuro.

Dedica meses a preparar la jubilación. Empieza a planificar tu jubilación lo antes posible. Una buena forma de hacerlo es invertir y ahorrar. Reserva parte de tus ganancias para tu futuro. Ahora es cuando puedes beneficiarte de oportunidades que te ofrecerán una mayor compensación a largo plazo, como apostar por invertir en fondos mutuos, entre otros.

Deja el trabajo de forma progresiva. Puedes hablar con tus jefes y proponerles tu idea. Se trata de reducir tu jornada laboral cuando rondes la edad de jubilación. De esta forma, irás realizando menos funciones de forma progresiva y el cambio no será tan drástico.

Infórmate de los cambios económicos. Jubilarse supone la pérdida de poder adquisitivo y es otro factor a tener en cuenta, ya que puede generarte malestar o depresión. Por eso, es importante ser conscientes de las condiciones económicas que se avecinan. Del mismo modo, recuerda que existirán importantes descuentos para las personas jubiladas.

Modalidades de pensiones. Sobre las modalidades de pensión  averigua cuál es la que más se ajusta a tu perfil. Recuerda que, desde que inicias el trámite de jubilación hasta que recibes tu primera pensión, podrían pasar hasta 15 días.

Suscríbete a un plan de pensiones. Este tipo de decisiones harán que, cuando te jubiles, tengas mayores ventajas y más estabilidad económica.

Revisa el estado de cuenta de la AFP. Ese documento, que a veces no ves con detenimiento, es muy importante.  En él podrás verificar que todos los descuentos de tus boletas hayan sido depositados en tu fondo de pensiones.

Haz seguimiento a tu fondo. Debes conocer claramente el fondo de pensiones con el que cuentas. Hacer un óptimo seguimiento de tu dinero te ayudará a saber con cuánto te jubilarás o cuánto necesitas para recibir una mejor pensión.

Calcula cuánto podrías recibir de pensión. Puedes hacerlo a través de la calculadora o simuladora de pensiones o acudiendo a alguna de las agencias de AFPs.

Estima todos estos por menores que hay alrededor de tu jubilación. De esta forma evitarás sorpresas de última hora.

Finalmente, pensando en tu tranquilidad, MAPFRE te ofrece planes de ahorro garantizado, que aseguran la formación de un capital futuro para cumplir tus metas y sueños. También cuenta con seguros de salud para minimizar tus gastos médicos.

Fuentes:
https://www.andina.pe/agencia/noticia-cinco-consejos-para-mejorar-tu-pension-jubilacion-722612.aspx
https://blog.credifiel.com.mx/jubilacion-feliz

2019-07-04T17:00:20+00:00 4 julio, 2019|Familia|

Deje su comentario