Skip to Content

La importancia del agua en el vehículo

DefaultAlt

El agua es un elemento importante en el vehiculo, pues regula la temperatura del motor. El sobrecalentamiento podría generar daños irreversibles a la unidad

Cuando realizas ejercicio, el cuerpo suda para regular su temperatura. Con el motor del auto pasa algo similar. Al encender y estar en marcha, su temperatura ideal bordea los 90 grados. En este caso, la bomba de agua evita que se sobrecaliente y se generen daños a su estructura.
 
El mejor sistema de refrigeración en los coches es el de disminución de la temperatura usando el agua como líquido refrigerante. En ese caso, la bomba de agua funciona como el corazón del motor, un componente vital para su sistema, manteniéndolo así en una temperatura favorable mientras el coche esté encendido.
 
La bomba de agua está, generalmente, compuesta por aluminio o fundición. Posee álabes rectos y curvos que funcionan como un sistema de turbina para impulsar el líquido.
 
El agua es un elemento muy importante para tu automóvil, ya que si el coche se queda sin él, se generaría un sobrecalentamiento que podría dañar partes vitales del motor incluso de forma permanente. Si no tienes idea de cómo proceder, lo primero que hay que hacer cuando detectes que el auto se quedó sin agua es detenerlo, señalizar correctamente y llamar a la asistencia de tu seguro vehicular.

Consejos si tu automóvil se queda sin agua en medio del camino
 
Es recomendable llevar una botella de agua en el coche en casos de emergencia. De este modo podrás utilizarla para llenar el radiador.
 
Una forma de detectar el sobrecalentamiento por carencia de agua es el humo que sale del motor, o las fallas que comienza a tener el auto para continuar avanzando.
 
Sin embargo, si revisas e identificas alguna avería en el motor, es preferible llamar al servicio de grúa de tu seguro antes de moverlo o tratar de encenderlo.
 
Para llenar de agua el radiador, identifica el depósito en donde debes introducir el líquido. Éste suele ser transparente y está conectado, por medio de una manguera, al mismo radiador. Antes de echar el agua, mantén el capó abierto y espera a que el motor se enfríe, evitando quemaduras y complicaciones.

Back to top